Turisteando en mi ciudad natal Pt.2


“La Victoria Alada” mejor conocida como El angel

Después de las aventuras del Sábado nos dormimos, no muy temprano, para recargar pilas porque las actividades del Domingo prometían ser bastante demandantes.

Me levanté como a las 6:30 hs para desayunar algo ligero que me diera energía por lo menos hasta mediodía y un poco despues de las 7:00 hs empezó lo bueno. Tomé mi bici con todos los aditamentos necesarios y partí rumbo al Angel en Paseo de la Reforma, hice muy buen tiempo tomando en cuenta que apenas iba calentando motores así que me senté a esperar a que llegara mi primo Carlos y mientras, me comí mi barra de amaranto mejor conocida como alegría. En ése momento se acercó una señora que vendía unas galletas caseras al parecer milagrosas, pero su estrategia de venta no funcionó ya que prácticamente se basó en decirme que lo que estaba comiendo no servía para nada y lo que ella vendía era mejor porque bla bla bla, le pregunté cuanto costaban y me dijo que $25 y entonces le dije: mi barra me costó $10 y es como 5 veces más grande que su galleta mejor me compro otra jaja. Se enojó.
Por fin llegó mi primo y empezamos el recorrido. Llevábamos unos minutos pedaleando y en Av. Juárez nos detuvimos en un pequeño taller mecánico porque mi primo tenía que ajustar su asiento y para nuestra sorpresa no se pudo mover ni un milimetro, al parecer tenía suficiente óxido como para unirse para siempre con el marco de la bici. Con éste inconveniente decidimos continuar con el recorrido, llevábamos buen ritmo y legando al primer puente que hay que subir en Circuito Interior, justo en frente del Palacio de los Deportes un ciclista salió volando porque no vió una valla de color naranja brillante como de 2 metros de ancho por 1 de alto que están colocadas para que los autos no pasen por ahí, afortunadamente no fue un golpe de gravedad.

La pareja de recién casados

Mi primo aseguraba que eran como unos 4 puentes que había que sortear durante el recorrido y que se tenía que bajar de la bici porque probablemente no aguantaría las subidas, sin afán de desanimarlo le comenté que mínimo eran unos 12 puentes según recordaba y como en el sexto ya había perdido la cuenta. Continuamos con un ritmo relajado y de pronto escuché un sonido medio raro que venía detrás, para mi sorpresa era una pareja de recién casados que traían latas amarradas a sus bicicletas en lugar de a un auto como es la vieja tradición. Es una de ésas cosas que ves durante el recorrido que hace que cada ciclotón sea diferente. Llegando al Eje 5 me despedí de mi primo pues de ahí el se desvía hacia su casa y ahora sí le metí pata porque tenía que llegar al depa antes de mediodía ya que nos esperaba una salida a Teotihuacán. Hice como 30 min en un recorrido en el que normalmente hago 45 y nada más llegue a darme un baño y comer algo rápido porque en casa de mis papás ya todos estaban listos para el viaje.
Llegamos a la casa y nos acomodamos en los dos autos para la salida, ésta vez además de mi primo iba mi hermano menor. El camino estuvo muy tranquilo y cuando llegamos al estacionamiento de la Puerta 1 parecía que había concierto de la Arrolladora en la 30-30 (chiste para gente que no le gusta la banda y ha tenido que sufrir el hecho de asistir a éste tipo de eventos) y estaba llenísimo. Dejamos los autos y entramos en la zona de la Ciudadela y el Templo de Quetalzóatl, de aquí en adelante fungí como guía de turistas compartiendo con la familia la información que he obtenido de visitas previas. Con el sol en su máximo esplendor iniciamos la caminata por la Calzada de los Muertos hasta la Pirámide del Sol, la cual estaba abarrotada y había una fila como de 1km para poder subir así que optamos por tomar algunas fotos y continuar hasta la Pirámide de la Luna a la cual sí subimos, y que por cierto ni son pirámides sino basamentos y tampoco son del Sol ni de la Luna pero ésa es otra historia. Después de algunos photobombs que hicimos a algunos extranjeros despistados, bajamos del basamento y descansamos un rato en un lugar sombreado. Emprendimos el regreso por toda la calzada el cual se me hizo eterno y por fin llegamos a los autos, lo bueno fue que traíamos todo lo necesario para un picnic como Dios manda, bueno hasta traíamos una mesa y sillas plegables. Condujimos por el circuito que rodea la zoma arqueológica y encontramos un llano al que solíamos ir de día de campo cuando hace bastantes años, así que en honor a la nostalgia nos detuvimos ahí para llenar la panza.

Qué mejor que un cafecito bien caliente para terminar el día, Hasta me salió con forma de corazón.

Qué mejor que un cafecito bien caliente para terminar el día, Hasta me salió con forma de corazón.

Tuvimos un menú bastante variado y todavía nos dio tiempo de hechar una buena platicada y hasta para jugar futbol un ratito. Después de recoger las cosas y guardar nuestra basura como gente civilizada, emprendimos el regreso a casa. En un tramo de la carretera nos encontramos con algo de tráfico y al estar haciendo los cambios mis piernas ya empezaban a pasar factura pero afortunadamente unos minutos después la carretera se despejó y llegamos de volada a la casa a ver la final de la Copa Oro y así terminó un fin de semana familiar bastante activo; con un cafecito y pan recién tostadito. Aquí les dejo algunas fotos de este día.

Anuncios

Acerca de Flavio

29 años, geek guanabí, me gusta el metal y la música clásica, lector empedernido de novelas épicas, policiacas y de ciencia ficción; fotógrafo amateur, zombie una vez cada año, portero titular de Fut7 en 3 equipos, paracaidista en salto tándem, miembro activo de la Steeler Nation, catador de cervezas, cinéfilo por ocio, ciclista urbano y ‘buena onda’. @MundoRetorcido

Publicado el 28 julio, 2015 en bicicleta, ciclismo urbano, Ciudades, Cultura, Fotografía y etiquetado en , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

¿Y usted, qué opina?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Ciclista Urbano en la Ciudad de México

Aventuras, reflexiones y consejos de una persona que usa la bici para transportarse

El blog de una empleada doméstica

Aventuras de una chacha

Cápsulas de lengua

Historias de palabras y expresiones castellanas

Rueda Libre MTB

PEDALEA. EXPLORA. DIVIÉRTETE.

Romina Colli.

Todos queremos ser escritores.

Cincodays.com

Algo nuevo cada día de la semana

Anecdotario de una vida inútil, pero divertida.

Vida, obra y pensamientos de un tipo cualquiera.

El Expreso de Cipressa

La bicicleta es puro romanticismo

A %d blogueros les gusta esto: